Cuanto antes dejes de luchar, la vida será más fácil.



“SU COLUMNA VERTEBRAL ERA ACERO; SU CORAZÓN, UNA ARMADURA; Y SUS OJOS, FUEGO”.
Nadie espera que una princesa sea brutal. Pero Lada, la hija de Vlad Drácula, siempre lo fue. En cambio, su hermano Radu es un joven gentil, inteligente y sensible. Todo lo que Lada y su padre desprecian.
Cuando Drácula condena a sus hijos al destierro y los deja en manos del sultán otomano, Lada y Radu conocen a Mehmed. Por primera vez, Radu siente que tiene un verdadero amigo y Lada tal vez encuentre en él a alguien por quien valga la pena sentir algo. Para Radu, el imperio otomano es su hogar. Para Lada, el enemigo. Ella será capaz de sacrificarlo todo con tal de volver a su amada tierra.
Lada, Radu y Mehmed crean un triángulo oscuro y apasionado, que desafiará todas las reglas,
lealtades y sentimientos.
Kiersten White nos trae una impactante historia sobre intrigas políticas, en la que se cortarán cabezas, se empalarán cuerpos y se romperán corazones.





Este librito realmente fue una grata sorpresa ya que no esperaba nada de él y terminó gustándome más de lo que creí.

En la novela encontramos un género de ficción histórica. Es decir, hechos reales mezclados con fantasía que abarca temas como la política y el romance.

Hay un buen contraste de personajes y están muy bien construidos, nos encontramos con dos hermanos, hijos de Vlad Drácula por un lado tenemos a Lada, la protagonista cruel, con una actitud un poco grosera, realmente no es que ella sea así pero aprendió a usar esa armadura para poder ser alguien, ya que representa todo lo contrario al prototipo de mujeres en esa época desafiando las costumbres y demostrando que puede ser una líder.
También conocemos a Radu, un chico lindo, sensible, inteligente y un poco cobarde, todo lo opuesto a Lada.
Lo que sucede a continuación con estos hermanos es que conocen a Mehmed, el destino de este chico es ser sultán y vendrá a cambiar la vida de ambos.

Si Lada simbolizaba la maleza cubierta de espinas que germina en medio de un cauce agrietado y seco, Radu representaba a la delicada y dulce rosa que se marchita si las condiciones que la rodean no son perfectas.

La narración está en tercera persona y los capítulos se van alternando entre Lada y Radu, para serles sincera hubo momentos en los que me costaba seguir leyendo porque el comienzo es un poco lento
pues nos adentramos al pasado para conectar más con los personajes y conocer su crecimiento y madurez de cada uno hasta que Drácula destierra a sus hijos para beneficio propio y los manda con el sultán Otomano. 



Definitivamente se nota que Kiersten White investigó sobre los hechos históricos para apegarse lo más posible a la historia original y a la ambientación, la autora prácticamente hizo del personaje de Vlad el Empalador en una versión femenina, así de sanguinario y brutal. A mi personalmente me gustó conocer sobre el Imperio Otomano y su cultura y como un extra en el libro contamos con un mapa, un glosario, un árbol genealógico y una lista de personajes que son de bastante ayuda.
No soy Dragwlya, sino Lada Drácula… Ya no soy la hija del dragón… Yo soy el dragón.

Para ser sincera es la primera vez que tengo el gusto de probar la pluma de la autora y me dejó con ganas de seguir leyendo  esta historia pero hubo elementos que me hicieron un poco más de falta como lo son la intriga y acción, pero supongo que eso vendrá en los siguientes libros de esta saga donde seguramente veremos a una Lada más sanguinaria.


Prefiero morir antes de ser olvidada.





CALIFICACIÓN:


*Gracias a V&R Editoras por el ejemplar*

2 comentarios:

  1. ¡Hola!

    Me llama la atención, eso de un Vlad el empalador pero en versión femenina me encanta, tengo mucha curiosidad por conocer a la protagonista.

    ¡besos!

    ResponderEliminar
  2. Hola! hace mucho que he querido leer este libro pero me imagine algo completamente distinto. Pense que era solo de fantasía no sabia que también tenia hechos históricos reales. Ahora me dieron más ganas de leerlo. Me gusto tu reseña.
    Saludos.

    ResponderEliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...